Conecta con tus Sentidos

Me he pasado años intentando entender cómo afecta la alimentación a toda nuestra vida, incluyendo las decisiones que tomamos sobre ella.

Reconozco que no ha sido solo por mi pasión por la salud y el bienestar, sino que ha sido casi por inercia ante mis circunstancias personales.

Después de sufrir el accidente de tráfico que me hizo perder mi pierna y sufrir una etapa con sobrepeso, tuve que “repararme” a todos los niveles: nutriéndome bien, moviéndome lo suficiente y gestionando mis niveles.

Poder llegar a una serie de conclusiones sobre la nutrición humana, su complejidad e influencia en nuestro día a día, no fue un trabajo fácil. Tuve que lidiar con viejas creencias y dogmas que ese “establishment nutricional” nos ha dicho por activa y por pasiva (y aún nos siguen diciendo) que “hay que comer de todo”.

Una incoherencia que yo mismo me impuse en mi propia alimentación durante años, creyendo con todo mi ser que era el camino correcto.

¡NO PODÍA ESTAR MÁS EQUIVOCADO!

La nutrición no es simplemente comer y saciarse, ni “comer de todo”, quizás hace 70 o 100 años atrás, podía ser así porque no existía la cantidad aberrante de opciones alimentarias que existe hoy en día, donde comer de todo, está llevando a la humanidad a una calle cuesta abajo sin frenos, directos a la infelicidad y la enfermedad.

La industria alimentaria ha distorsionado nuestra relación con la comida. Estamos rodeados de alimentos ultraprocesados diseñados para ser irresistibles a nuestro paladar, pero perjudicial para nuestra salud física y mental que llenan nuestros estómagos, pero dejan vacías nuestras vidas.

Alimentarse es más que el acto de meterse algo a la boca, alimentarse es un arte en nuestro propio autocuidado y forma parte de nuestra conexión con la naturaleza y con nosotros mismos. En épocas pasadas, nuestros ancestros se alimentaban de lo que cultivaban, cosechaban y cazaban, viviendo en armonía con la tierra. La comida no solo los alimentaba, sino que también era un acto de amor propio y equilibrio con el entorno.

Lamentablemente, esta desconexión ha llevado a nuestra sociedad a una epidemia de enfermedades crónicas, obesidad y malestar generalizado. Nos estamos cargando la salud futura e incluso presente de nuestros hijos que acaban prefiriendo hamburguesas de Mc Donald´s, antes que carnes naturales, frutas y verduras frescas, totalmente abstraídos por el marketing y la disponibilidad de alimentos rápidos y fáciles

La verdadera nutrición debería ser un retorno a lo esencial, a una alimentación que respete nuestra biología y respete nuestra historia evolutiva. Deberíamos aspirar a una dieta rica en nutrientes, basada en alimentos reales, frescos y no procesados. Es redescubrir el placer de comer de manera consciente, disfrutando de cada bocado, y entendiendo que cada elección alimentaria afecta a nuestro bienestar físico y mental.


Cuando descubrí que los alimentos deben aportarnos nutrientes y micronutrientes esenciales en una cantidad correcta y una variedad suficiente pero que descartara todos aquellos que son pro-inflamatorios y están vacíos nutricionalmente, ese día se derrumbaron los muros de mi ignorancia propiciada por una industria alimentaria centrada más en crear adictos que en proteger nuestra salud y bienestar, simplemente comencé a comprender… y no solo a leer y escuchar a otros.

Y así, es como empecé a investigar y relacionar cientos estudios, metanálisis y artículos para darme cuenta y entender las posibles rutas nutricionales que pueden ofrecernos un bienestar ancestral y un escudo contra las enfermedades modernas relacionadas muchas de ellas con nuestro estilo de vida. 

Tuve que crear mis propias conclusiones, rompiendo dogmas y creencias desactualizadas y mitos absurdos que no se sostenían ni científicamente, ni por experiencia propia.

No soy médico, soy nutricionista certificado, entrenador personal, experto en fitness y deporte de resistencia, y llevo más de 25 años estudiando, experimentando y entendiendo la nutrición desde una perspectiva más profunda, menos encorsetada e interesada. No me ato a los dogmas, porque ya los he puesto en práctica sé muy bien que no funcionan en la actualidad y para muestra, solo tenemos que ver las estadísticas que la propia OMS nos ofrece de la creciente ola de obesidad, enfermedades autoinmunes, enfermedades crónicas e inflamatorias que está emergiendo como la espuma por “comer de todo” y normalizar lo que no es normal moderna…debería hacernos reflexionar porque no creo en las casualidades.

Te invito a que dejes atrás lo sintético y artificial y volver a abrazar los sabores y sencillez de una buena comida sin adornos químicos, ni luces de neón.

Plan Básico

Plan 12 semanas para los que ya se mueven
Asesoramiento Nutricional con acompañamiento continuado directamente por mi

  • Videollamada individual para primera valoración y ajustes del plan.

  • Estudio de Analítica clínica actualizada

  • Informe nutricional individualizado (Plan alimenticio antiinflamatorio con opción de ayuno intermitente).

  • Guía de suplementación personalizada.

  • Seguimiento continuado y comunicación vía WhatsApp de lunes a viernes.
  • 3 sesiones individuales por videollamada directamente conmigo, distribuidas a lo largo de todo el proceso

Top Ventas

Plan Intermedio

Plan 12 semanas para los que deseen además, integrar ejercicio físico adaptado Asesoramiento Nutricional con acompañamiento continuado directamente por mi

  • Videollamada individual para primera valoración y ajustes del plan.

  • Estudio de Analítica clínica actualizada

  • Informe nutricional individualizado (Plan alimenticio antiinflamatorio con opción de ayuno intermitente).

  • Guía de suplementación personalizada.

  • Plan de ejercicio físico adaptativo personalizado

  • Seguimiento continuado y comunicación vía WhatsApp de lunes a viernes.

  • 3 sesiones individuales por videollamada directamente conmigo, distribuidas a lo largo de todo el proceso

Plan Premium

Plan 24 semanas para los que ya se mueven
Asesoramiento Nutricional con acompañamiento continuado directamente por mi

  • Videollamada individual para primera valoración y ajustes del plan.

  • Estudio de Analítica clínica actualizada

  • Informe nutricional individualizado (Plan alimenticio antiinflamatorio con opción de ayuno intermitente).

  • Guía de suplementación personalizada.

  • Seguimiento continuado y comunicación vía WhatsApp de lunes a viernes.

  • Plan de ejercicio físico adaptativo personalizado

  • 5 sesiones individuales por videollamada directamente conmigo, distribuidas a lo largo de todo el proceso.

Ellos ya lo han hecho,

Cuando la vida nos pone palos entre las ruedas, tenemos dos opciones:

  • Recrearnos en la queja y maldecirnos por ello, quedando atascados en el fango sin poder avanzar, o…..
  • Quitar ese palo de las ruedas y seguir nuestro camino hacia adelante.